¡Nos honraría su visita!

Si es primera vez que planea visitar una congregación judío-mesiánica, con todo gusto podemos responder cualquiera de sus preguntas.


QUÉ esperar si nos visita

  • La liturgia de nuestras celebraciones incluye tradiciones muy antiguas que han pasado de generación en generación, algunas de las cuales se remontan a los tiempos de Esdras y Nehemías, establecidas para darle todo el honor al Rey de reyes. Las oraciones son tomadas de las Escrituras, usadas en el Templo y las sinagogas, practicadas por Yeshúa, los apóstoles y los discípulos de los apóstoles. (Lc. 4:14-17, He. 13:13-16).

  • Oración litúrgica en hebreo y español que nos une como un solo pueblo, en una sola voz de clamor, en reverencia y adoración al Gran Rey.

  • El Sefer Torah (rollo de la Torá), Palabra del Eterno, es mostrado a toda la congregación en señal de respeto.

  • Algunas personas expresan su amor y valoración por la Palabra de Di-s tocando el Sefer Torah con los tzit-tzits, la mano o una Biblia y llevándosela posteriormente a la boca. Esta expresión simboliza el recordar que la Palabra del Eterno debe estar siempre en nuestra boca.

  • Una porción de la Torá, de la parashá semanal, es leída en hebreo y español. Hebreo es el lenguaje que Di-s usó para hablar el mundo a existencia, y para hablar las palabras de la Torá a Moisés en el Monte Sinaí.

  • Se anima a todos los hombres a usar una kipá (o sombrero) cuando están en el santuario. Si usted no tiene, estaremos complacidos de prestarle una. El propósito del uso de la kipá es un recordatorio de que Di-s es la Autoridad Suprema "por encima de nosotros"y es un medio para exteriorizar nuestro sentimiento interno de respeto por Di-s. Algunos hombres usan un talit (manto de oración) durante el servicio de la mañana.

  • Ponemos gran valor en la modestia al vestir. Las mujeres usan vestido, falda o pantalón; solo animamos que tengan cobertura hasta las rodillas. Algunas mujeres casadas cubren su cabeza, pero esta costumbre es una opción personal y no es requerida por nuestra congregación.

  • Siéntase bienvenido a acompañarnos después del servicio al Oneg Shabbat, compartir los alimentos con nosotros y asistir a alguna de nuestras clases de estudio.    

  • Yeshúa y sus discípulos participaron en servicios como este en la sinagoga todos los sábados, y también lo hicieron los primeros creyentes de origen gentil. (Mt. 4:23, Mt. 13:54, Mt. 1:21, Mc. 1:29, Lc. 4:16, Lc. 4:44, Lc. 13:10, Jn. 6:59, Hch 9:20, Hch. 13:5, Hch. 13:14, Hch 17:10, Hch. 19:8)

Y los extranjeros que se unen al Señor para servirlo, para amar el Nombre del Señor y ser sus servidores; que guardan el Shabbat sin profanarlo y son fieles a mi pacto, haré que sean conducidos a mi Santo Monte, y se alegren en mi Casa de Oración. Sus holocaustos y sus sacrificios serán aceptos sobre mi altar, porque mi Casa será llamada Casa de Oración para todos los pueblos.
— Isaias 56:6-7
 
Logo Kehilator1-01.png